Golpes eléctricos

Artículo escrito por Mikel Arzak
Publicado el 30 de abril de 2012

24 Golpes es el nuevo disco de Mikel Erentxun, buque insignia del llamado Donosti Sound. Grabado en Nueva York, supone una vuelta de tuerca en el estilo que, desde hace unos años, viene labrando el artista donostiarra. Como el cantante asegura que «se trata de un sonido con más grano», el disco viaja a nuevos terrenos más ásperos, más rockeros. Se acerca a viejos compañeros como Diego Vasallo, quien se alejó rápidamente del estilo Duncan Dhu. El nuevo disco, lanzado hace un tiempo, recibió buenas críticas, y ha sido presentado en directo en diversos lugares y en varios formatos acústicos. Pero ayer arrancaba Eléctrica Tour 2012, la puesta de largo de un disco que pide a gritos (o a golpes) un directo muy enchufado, donde cantante y sus cuatro acompañantes puedan dar rienda suelta a sus más íntimos instintos musicales.

Desde hace unos años Erentxun, seguramente por la influencia del guitarrista Rubén Caballero, viene ofreciendo directos contundentes, rockeros, alejados de sus discos de corte Pop bien identificable. Como resultado, podemos decir que el ex-Duncan Dhu tiene público para sus discos y público para sus directos. Y es muy probable que no hablemos del mismo público. Podemos recordar aquellas tres apoteósicas noches en el Victoria Eugenia o unos pocos años antes a un desbocado Mikel, que acabó por los suelos en un apabullante directo celebrado en Irún. Tras la pausa de sus Malas Influencias y en plena crisis de la industria, Erentxun se fue a la ciudad de los rascacielos para parir un trabajo insólito junto a un EP de cuatro canciones. Todo para volver a ofrecer un directo de los que a él le gustan, donde meter ruido.

Junto a Rubén Caballero a la guitarra, Miguel Artieda al bajo, Rufo Urbina a la batería y Txus Aranburu a los teclados, estuvo ensayando los primeros días de la semana en un frío hangar industrial. Como resultado, su voz se vio resentida, y si añadimos que viajó a Sevilla, Málaga, Zaragoza y Bilbao para ofrecer acústicos y presentaciones del disco, podía hacer peligrar el nivel del inicio de su tan esperada gira eléctrica. Pero finalmente llegó en buenas condiciones y ofreció más de dos horas de contundente directo, que hizo disfrutar a sus incondicionales del directo.

mikel erentxun principal1
Foto cortesía de Oscar Alonso

Tras un preámbulo USA-rockero (antes escucharíamos, ahí es nada, temas de Wilco), el show arrancaría golpeando con el tema que da título a su nuevo disco. Y ya entonces vislumbraríamos el leit-motiv del concierto que Mikel y grupo propondrían a lo largo de la tarde. Nada más y nada menos que 24 temas al más puro estilo rock americano, algo sucio, con grano (como le gusta decir a Erentxun), pero no tan desbocado como en pasadas ocasiones, sino mucho más elegante. Tan elegante como el atuendo que llevaba el protagonista. Sonó casi todo 24 Golpes, el EP Eléctrica Pkwy y otros tantos temas de su carrera en solitario, adaptados al nuevo tempo. Una primera parte copada prácticamente por su nueva creación dan la seguridad que tiene en su nuevo trabajo. Después se iría diluyendo con el paso del set-list para rescatar viejas canciones como Si Te Vas, Penumbra, Samurai, Desfile, o A Veces Te Quiero Siempre. De destacar fue el momento vivido por el binomio A Flor De Piel, muy pocas veces interpretada en directo, y Rara Vez, con un imponente sólo final de Rubén Caballero.

El de ayer era una especie de ensayo general. Exclusivo para el afortunado público pero poco maduro en algunos sentidos.

Era la tarde del estreno, y se les veía totalmete concentrados a todos los miembros del grupo, ejecutando su música de forma milimétrica. No hubo aspavientos, ni grandes discursos (uno sencillos ‘gracias’ y a correr). Estaba claro que el nerviosismo de la primera vez se notaba en el ambiente. Es probable que el show gane enteros en próximas fechas. Es lo que tienen los estrenos. Por un lado eres protagonista de algo exclusivo, y por otro sabes que la cosa está poco madura. Incluso el propio Mikel había declarado que le hubiera gustado llegar al Principal con algo de rodaje. Pero al final no pudo ser y el acogedor Teatro Principal, casi lleno, vivió todo un ensayo general de uno de los Tours del año que, con toda seguridad, vivirá muchas noches mágicas.

En el primer bis saltó Mikel Erentxun en solitario para, guitarra acústica en mano, ofrecer un tema que, según Rafael Berrio, es todo un himno que se esconde como cara B de Si Te Vas. Veneno sonó maravillosamente y, efectivamente, puede convertirse en todo un himno en directo. Le siguió Cuervos Blancos, tema que abre 24 Golpes con voz cercana a Diego Vasallo, Santa Soledad y A Tientas. Para cerrar recordaría A Un Minuto De Ti y Marcos Y Nerea.

Mikel Erentxun compone discos Pop, muy característicos en el Donosti Sound, y ofrece directos en clave de R&R, directos y contundentes. Con la edad es un artista maduro, más elegante, más acertado. Y eso se nota en directos como el de ayer.

Si te ha gustado, ¡compártelo! :